sábado, 3 de marzo de 2012

Clet realizó sesión especial por 23 años del Caracazo


Los presentes colocaron especial atención en el tema de los derechos humanos
Lucha: 
Indicó el orador que hay que seguir defendiendo los derechos humanos que no se piden sino que se toman y seguir construyendo una sociedad con muchos logros en derechos humanos, que no podrán hacer que los olvidemos
MARIANELA MAVAREZ/CNP:6115 | Gráfica: Luís Morillo - En el marco conmemorativos de los sucesos acaecidos los días 27 y 28 de febrero de 1989 conocidos como el "Caracazo" y en celebración del Día Nacional por el respeto de los Derechos Humanos se llevó a cabo ayer una sesión especial en el Consejo Legislativo donde el orador de orden fue el doctor Luís Armando Carrero Castro, Defensor del Pueblo del estado Trujillo.
     
 El acto que se prolongó hasta el mediodía, se inició con la entonación del Himno Nacional y de inmediato el legislador Germán Trompetero, presidente del Clet se dirigió a los presentes, confirmó el quórum, inició la sesión especial y se presentó al orador de orden quien emitió su discurso previsto.

       El doctor Armando Carrero, rememoró los hechos de esos días aciagos para el país, y luego hizo una reflexión donde tocó los Derechos de los venezolanos y los logros desde entonces hasta nuestros días y que reflejamos parte del discurso.
       "Saquemos a relucir nuestro intelecto, nuestra creatividad y por sobre todo, nuestra rebeldía para dejar de observar esta realidad que viven nuestros pueblos, realidad en la que millones de niños, jóvenes, adultos, mujeres y ancianos que viven bajo el signo del subdesarrollo a causa de la violencia institucionalizada, miseria y opresión fruto de la persistencia de sistemas políticos y económicos creadores de injusticias que consagran un orden social que beneficia a unos pocos ricos cada vez más ricos a costa de pobres cada vez más pobres", acotó Armando Carrero.
       Dijo que cuántas veces hemos observado a trabajadores, obreros y campesinos que son reducidos a niveles de vida infrahumana, limitados sus derechos sindicales, rostros de niños que padecen de desnutrición, de jóvenes que ven frustradas sus esperanzas de los marginados urbanos, de los indígenas, de las madres que buscan a sus hijos desaparecidos en regímenes dictatoriales, de miles de exiliados, de los pueblos que reclaman libertad, equidad y justicia para todos, pero pese a ese panorama revive la esperanza, porque sentimos que Venezuela que es un país que ha dado agigantados en el reconocimiento de los derechos humanos".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Desde el 8 de Junio del 2011

Archivo del blog